TRIUNFO ELABORADO

  •  TRIUNFO ELABORADO
 TRIUNFO ELABORADO

31-03-2017

No sólo del cielo cae agua, sino también goles. Mercantiles y meloneros realizaron un partido de película en Villa Nueva. En un cotejo lleno de escenas emotivas, el Comercial se adjudicó un triunfo complicado por 5 a 4, después de haber estado 4-1 por encima de la visita en el marcador.

Gracias a esta victoria, los de Darío Gianformaggio son segundos en el Torneo doméstico. Este lugar lo comparten con Godoy Cruz y Gimnasia, tan sólo han quedado a dos escalones de Beltrán. Por ahora, la próxima fecha será el sábado a las 16:30 con Palmira, en el Estadio “Jarillero”

Fue el CEC quien tomó la iniciativa del partido. A los 14’ del PT , González  bajó el balón al medio, encontrando a Mauricio Domínguez quien abrió el camino (1-0).

A los 19´del PT, después de encontrar el rebote del penal que Márquez le contuvo  a Ramos, Franco Cortez empardó la situación para el Cicles.

Después de ese hecho, Fernando Cortés junto a Domínguez torcieron el marcador a favor del C E C, para ponerlo 3 a 1. Así se fueron al receso, con una diferencia de dos goles. Dejando tranquilos a los mercantiles de cara a la segunda etapa.

En los primeros minutos del complemento, el comercial pone el cuarto gol, estirando la diferencia a tres goles. 

Algunos dicen que lo bueno dura poco ¿no?. Apareció Gastón Castro para cortar la diferencia en el tanteador, ahora la diferencia volvió a hacer de dos (2-4). Encima de males, Ramos pone el 3-4, dejando a la visita cerca del empate: después de una apilada en el área, la pica por sobre Márquez. Ya las caras de los jugadores y técnico mercantiles no era la misma del 4 a 1. Y para ponerle más calor, a una fría tarde, Cortez emergió por el segundo palo para concretar otro centro y poner el 4 a 4 en el tablero. Para todos era un partidazo.

Entonces el CEC tuvo que ponerle el pecho a las balas, que de eso sabe y mucho, a esto sumándole su prestigio y experiencia en categorías superiores que bien ganado lo tiene. Sobre el final, le cayó tiro libre, como una bendición. En el barullo de esa jugada, Domínguez encontró un rebote y estampó el decisivo 5 a 4. Trayendo la tranquilidad al pueblo mercantil y llevándose una merecida victoria.


Comentarios:


Buscador